Archivos

PAZ EN MEDIO DE LA TORMENTA

AFOL hizo entrega al Hospital Universitario Doctor José Molina Orosa de Lanzarote el cuadro “Paz en medio de la Tormenta”, inspirado en el logotipo de AFOL, y realizado por el pintor Iván Tempra, para la Unidad de Radioterapia.

La imagen expresa el viaje de un velero que atraviesa una tormenta llena de infinitas sensaciones, y que sigue luchando contra ella, hasta llegar a la inmensa y plácida orilla; donde la energía del sol, el feliz graznido de las gaviotas y la fuerza de nuestra tierra le otorga la Paz.

Es el cuadro más grande que ha realizado el artista Iván Tempra y su técnica ha sido acrílica sobre madera. Las dimensiones son 5m de largo por 1,50m de ancho.

Desde AFOL, trabajadores, pacientes y miembros de la junta directiva, agradecemos que nos hayan permitido estar presente en la Unidad de Radioterapia.

Agradecemos, además, al Gerente, el Dr. Pablo Eguía, la jefa de la Unidad de Radioterapia, la Dra. Marta Lloret, y al personal de la unidad y del Hospital; su acompañamiento durante la entrega del cuadro.

Nuestro agradecimiento, también, para las pacientes que hoy nos acompañaron y que padecieron los traslados para recibir la radioterapia durante su proceso oncológico. Para ellas resultó emocionante conocer las instalaciones y el espacio donde recibirán el tratamiento los pacientes de la isla. Asimismo, y con mucha ilusión, alabaron el trabajo de Iván Tempra, ya que sintieron que la imagen refleja el “viaje personal” que realizaron durante su enfermedad.

Para esta asociación ha supuesto un largo camino la implantación de la Unidad de Radioterapia en Lanzarote, camino en el que siempre nos hemos sentido arropados por los pacientes oncohematológicos y sus familias, así como por los ciudadanos de la isla.

Hoy, el equipo de AFOL se encuentra agradecido por la puesta en marcha del acelerador lineal en nuestra isla, y que los pacientes no tengan que desplazarse hasta Gran Canaria para recibir su tratamiento. Del mismo modo, nos encontramos satisfechos de representar la fortaleza de los pacientes a través de este cuadro, así como de contribuir en humanizar los espacios hospitalarios y fomentar un lugar de tranquilidad para los pacientes que van a recibir este tratamiento.